Logo Ágora

COLUMNISTAS

Victor Muro

LAS FINANZAS CON MANZANAS

@victorlmuro
Visitas: 4761

Las Finanzas con Manzanas


Reflexiones sobre el ahorro

 

 “Quien vive con más desahogo no es el que tiene más, sino el que administra bien lo mucho o poco que tiene.”

Ángel Ganivet.

Seguramente un propósito recurrente cada determinado tiempo es el de ahorrar dinero, sin embargo, aunque sea sencillo de pensar o decir, esta actividad puede resultar una de las más complicadas de realizar, pues requiere de una fuerte disciplina y no solo eso, pues ahorro que no tiene un objetivo difícilmente se logrará, y si así fuera, existe una alta probabilidad de que no sea de gran beneficio.

Así que lo primero a tratar es tener la intención de generar un ahorro, lo que definitivamente es fácil de decir, pero habrá que implementarlo con actividades específicas que ayuden a ello, por ejemplo podría separar la mitad de sus monedas de alguna denominación y hacer como si las hubiera gastado, y así por un tiempo indefinido; es muy probable que cuando haga el recuento de las mismas se pueda sorprender de la cantidad que ha reunido.

Otra manera muy sencilla es comprar una alcancía y tratar de introducir una cantidad diariamente, o un porcentaje de su ingreso, y con el dinero reunido puede abrir una cuenta bancaria, y poco a poco reunir más dinero, lo cual le generará un historial en la institución financiera, y con ello la probabilidad de una fuente de financiamiento para el futuro, lo que conocemos como crédito, pues las instituciones financieras ofrecen a sus clientes líneas de crédito de acuerdo al comportamiento de sus cuentas.

Un método distinto de ahorrar podría ser separando los billetes de una denominación y destinarlos al ahorro, asumiendo que todo billete de la denominación elegida, al llegar a nuestras manos sería similar a tener un gasto imprevisto, y en consecuencia ya no contar con ese dinero, póngalo en su lugar de preferencia, y junte los suficientes para posteriormente cambiarlos o depositarlos en una cuenta de alguna institución financiera.

Ahora bien, es necesario tener un objetivo para el ahorro, pues si solo se ahorrara sin objetivo y de manera indefinida, el riesgo de perder el poder adquisitivo del dinero es prácticamente ineludible, es decir que no se puede evitar, pues con el transcurso del tiempo es sencillo observar como el dinero cada vez compra menos cosas, pierde su poder adquisitivo, eso es lo que se conoce como el efecto del dinero en el transcurso del tiempo.

Por lo que es necesario fijar un objetivo concreto, ya sea para pagar estudios, o quizá para comprar una herramienta que ayude o facilite las actividades que se realizan día a día, o incluso para adquirir cosas más grandes como un equipo deportivo, o una máquina, un auto, una casa, etc.

Sin embargo lo que debe tomar en cuenta es que cada decisión que tome con respecto a fijar un objetivo para el ahorro, le reporte a usted un beneficio, es como decir que cada inversión de dinero le genere dinero, o incluso aún mejor: bienestar.

El ahorro debe tener un objetivo concreto, ya sea que pretenda reunir capital de trabajo para un negocio, o bien invertir en algún activo que le produzca beneficios, generar algún fondo para imprevistos u oportunidades, o bien realizar actividades que nutren la mente y el cuerpo, como viajar, comprar libros para leer, acudir a determinados cursos y obtener capacitación, preparase en temas de su interés, etc.

Tenga siempre en cuenta este consejo, el ahorro no es de mayor utilidad cuando no se tiene un objetivo para el mismo, algo que suena obvio y hasta de sentido común, pero recuerde que en ocasiones, el sentido común es el menos común de los sentidos. Comentarios y sugerencias: finanzasconmanzanas@gmail.com o bien en twitter: @victorlmuro

 


28/01/2020 

Compartir

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

15

16

Siguiente

Columnista del día

Juan Ramón de Caso

No tengas un perro como mascota

Más artículos de Victor Muro

NOTICIAS RECIENTES